Supercopa de España: el Camp Nou dictará sentencia

Supercopa de España: el Camp Nou dictará sentencia
Comparte este artículo
Autor: Comentar

Un Real Madrid superior durante buena parte del partido no pudo con un Barcelona al que se notó todavía estar lejos del punto óptimo de preparación. Todavía con el recuerdo de la serie de cuatro partidos que los enfrentó a finales de la temporada pasada, llegaba el primer clásico y además con la disputa del primer título oficial de este ejercicio. La Supercopa es el título menos importante y llega muy pronto, pero un derbi entre merengues y azulgranas es siempre un partido especial y nadie quiere perder. Por eso, sorprendió desde el primer momento un ritmo tan intenso en el juego, especialmente del Real Madrid.

Supercopa-España-Madrid-Barcelona< /p>

El equipo de Mou tenía bien claro como tenía que jugar al Barcelona y salió desde el primer minuto con la intención de realizar una gran presión que no dejará pensar y triangular con comodidad al Barça. Se notaba que los jugadores blancos estaban con un extra de preparación, frente a un rival que se le notó faltó de ritmo. Así, vimos al actual campeón de liga y Champions League, desarbolado durante muchos minutos de la primera parte. El Madrid buscaba sentenciar el título en el partido de ida y pronto tuvo sus primeras ocasiones. Benzema, Ronaldo y Özil eran un peligro continúo para la defensa catalana. A los 13 minutos llegaba el primer gol, obra de Özil, después de un gran pase de Benzema.

Los minutos siguientes fueron los mejores del Madrid, con ocasiones para haber anotado un segundo gol que les diera más tranquilidad. Sin embargo, en los últimos minutos el Barcelona dio dos zarpazos que le permitieron dar la vuelta al marcado. Primero Villa con un increíble gol que entró por la escuadra de la portería de Casillas, y justo antes del descanso, Messi aprovechó una indecisión de Khedira y Pepe para adelantar a su equipo.


https://www.youtube.com/watch?v=yrQ5S5cbCzg

La segunda parte comenzó con la sensación de que el Madrid no se había recuperado del mazazo, y eso permitió al Barcelona disfrutar de sus mejores momentos, los únicos en los que pudo poner en práctica su habitual juego de toque y dominio. Pero Xabi Alonso acudió al rescate de su equipo, con un tiro colocado por abajo que se coló entre toda la defensa rival. El empate hizo crecer al Real Madrid nuevamente en su presión y pasó a dominar de nuevo el encuentro, aunque con más corazón que cabeza y con ligera sensación de que el partido se estaba convirtiendo en un correcalles. Tampoco fueron muchas ocasiones, sino más la sensación de dominio y peligro que generaba el equipo blanco, pero ya no se movería el resultado. Ocasión perdida del Madrid ante un equipo al que se le notó falto de preparación y con escasos entrenamientos de algunas de sus estrellas.

Este miércoles se disputa la vuelta en el Camp Nou y conoceremos ya al ganador del primer título de la temporada.

Comparte este artículo